El inicio de la Escuela Dominical en las Asambleas de Dios de República Dominicana ha estado íntimamente ligado al establecimiento mismo de la Organización en el país. Esto quiere decir que los primeros asambleístas iniciaron su labor valiéndose de la enseñanza de la Palabra de Dios bajo el sistema de la Escuela Dominical. 


Dentro de una congregación la ED empieza desde la clase de cuna hasta la adultez. En cada iglesia hay un departamento local con su directiva, la cual está compuesta por un superintendente, un asistente y un secretario-tesorero. 


El cuerpo docente está encabezado por el pastor, los directivos y los maestros que son creyentes maduros y que cuentan con gran conocimiento teológico y pedagógico. 


La ED realiza, además, campamentos juveniles e infantiles, campañas, escuela bíblica de vacaciones y trabajos evangelísticos.